Helping Students Buy

Los efectos del empoderamiento - Helping Students Buy

Los efectos del empoderamiento

mayo 17th, 2016

Nadie pone en duda que los empleados empoderados son más productivos, leales y entusiastas por aportar sus ideas.

El empoderamiento de los empleados se ha definido de muchas maneras, aunque se coincide en definirlo como un proceso que permite a los empleados tener un cierto control sobre su trabajo, lo cual le permite compartir abiertamente sugerencias e ideas sobre su propio trabajo y la organización en conjunto.

empowerment

Aquí veremos las ventajas de tener empleados empoderados, y algunas formas de empoderar a los empleados.

Las ventajas de empoderar a los empleados:

1. Mejora la productividad y se reducen los costos

Los empleados son los que tienen las mejores ideas para mejorar la productividad y reducir los costos de las empresas, pero sólo aquellos empleados que se sientan valorados y escuchados, compartirán sus ideas en beneficio de la empresa.

2. Mejorar el servicio al cliente

Los empleados que están empoderados, proporcionan un servicio de mejor calidad cuando tienen el poder de tomar decisiones en ausencia de un supervisor. Cuando los empleados tienen derecho a salirse del guión y saltarse protocolos incluso, cuando es necesario resolver un problema con un cliente,  se sienten orgullosos de su trabajo, ya que sienten que pueden ejercer su criterio o sentido común para resolver ciertas situaciones.

3. Favorecen el cambio

Los empleados empoderados se sienten libres de desafiar el status quo, lo cual es crítico para las empresas modernas, donde todo cambia rápidamente. Cuando los empleados se sienten cómodos para cuestionar el status quo, las empresas pueden reaccionar y moverse más rápido que sus competidores.

Cómo empoderar a los empleados:

Cuando hay empleados que ya no miran a los ojos, y no saben cómo contribuye su trabajo en el éxito general de la empresa, estamos ante el clásico ejemplo de un empleado sin empoderamento. Hay que tener en cuenta que los empleados actuarán tomándose las atribuciones que sus empleadores les den derecho a ejercer, por lo mismo, los empleados que no se sienten habilitados de cuestionar algo, no tomarán la iniciativa de ser mejores y es bien sabido que una empresa llena de hombres y mujeres que dicen que «sí» a todo, no empujan una empresa hacia el éxito.

Para disparar la sensación de empoderamiento, los expertos en coaching aconsejan poner en práctica las siguientes acciones:

1. Declara la visión estratégica

El primer paso para empoderar a los empleados es trabajar activamente en emocionarlos con la declaración de la visión estratégica de la empresa.

A diferencia de los que es la misión, la visión sirve para motivar a los empleados, ya que en ella se describe qué es la empresa, hacia donde va y como va a lograr sus metas.

Con una visión en el centro de todo lo que hace la empresa, se puede inspirar y capacitar a los empleados para que trabajen hacia un objetivo común.

2. Permitir que los empleados fijen objetivos individuales alineados con la empresa

Cuando los objetivos de trabajo individuales de los empleados están alineados con los de la empresa, es más fácil que tomen buenas decisiones sin equivocarse.

Cuando los empleados pueden establecer sus prioridades, y éstas están alineadas con los objetivos de la empresa, se consigue aumentar la motivación, la productividad y el compromiso.

empoderamiento

3. Reconoce y recompensa los éxitos

La clave para conseguir que los empleados se sientan lo suficientemente seguros como para tomar la iniciativa y tomar decisiones es recompensarlos cuando toman esas acciones. Reconocer a aquellos que toman iniciativa inspira al resto del equipo a imitar esas acciones positivas, ya que saben que sus pensamientos y opiniones son valorados y apreciados.

4. Eliminar los obstáculos

Si no existe en la empresa una cultura de comunicación abierta, los empleados se sentirán menos inclinados a presentar nuevas ideas y estrategias. Hay que ir eliminando los obstáculos para dejar fluir la comunicación. Esto implica invitar a los empleados a aportar con sus comentarios y ideas.

Lo más importante es capacitar a los empleados, dándoles las herramientas para que puedan ser un aporte en todo sentido. El propósito es darles independencia y autonomía en su trabajo, lo cual está muy distante de estar supervisando al empleado a cada minuto.

Ceder el control es la forma más fácil de capacitar a los empleados, y esto ya lo venía diciendo Bill Gates con su frase «aquellos capaces de capacitar a sus empleados serán los líderes del futuro».